Clínica Novo Sancti Petri se ‘suma’ a la red pública

Acuerdo. Clínica Novo Sancti Petri se convierte en hospital concertado para la Bahía y La Janda tras el convenio alcanzado junto al Hospital Viamed con el SAS.

0
668

CHICLANA.-En estos días, el Servicio Andaluz de Salud trabaja ya en la redacción de las listas de pacientes del Distrito Bahía-La Janda que serán derivados a la Clínica Novo Sancti Petri y al Hospital Viamed Bahía de Cádiz para ser intervenidos quirúrgicamente o ser sometidos a pruebas diagnósticas. Una posibilidad, ya real para el usuario de la sanidad pública, que es fruto del concierto recientemente rubricado entre el SAS y los citados centros, integrados en una UTE (Unión Temporal de Empresas), que será extensivo a lo largo de los próximos cuatro años y que va a suponer una inversión de entre 17 y 19 millones de euros.

En concreto, dicho concierto contempla la prestación de servicios en las especialidades de oftalmología, traumatología, ginecología, cirugía en general, otorrinolaringología, urología, neurocirugía, cirugía plástica y reparadora, cirugía pediátrica y cirugía maxilofacia.

Un acuerdo que, tal y como destaca Luis Chozas, consejero-delegado de Clínica Novo Sancti Petri, reportará importantes beneficios tanto al propio sistema sanitario como al conjunto de los usuarios de la sanidad pública de dicho distrito sanitario.

¿Qué les ha llevado a optar por un concierto con la sanidad pública?

Para empezar por razones de filosofía empresarial y porque, como es mi caso, existe una confianza plena en el sistema sanitario público, que, sin lugar a dudas, es uno de los mejores del mundo y en el que nosotros, quizás a diferencia de otros centros privados, creemos.

Más allá de estas convicciones, hay una realidad objetiva que son las necesidades que tiene el propio sistema para dar asistencia y, por otra parte, nuestra capacidad física y solvencia profesional contrastada a lo largo de años para, tal y como se nos ha exigido, lograr una homologación de calidad que nos equipara con los centros hospitalarios médico quirúrgicos de la red pública.

Nosotros, y esto es importante que se sepa, confiamos más en la sanidad pública que en algunas compañías de seguros, como lo demuestra el hecho de que no absorbemos demasiado aseguramiento privado.

¿Por qué es importante este concierto para los usuarios del ámbito de influencia del distrito?

En primer lugar, podríamos apuntar que en la Clínica Novo Sancti Petri vamos a dar servicio a las intervenciones quirúrgicas que constituyen entre el 80 y el 85% de las que se generan y que son aquellas de media y baja complejidad. Y, según nuestros cálculos, esto va a suponer que, al año, hagamos en torno a 2.000 intervenciones en favor del usuario.

Además, según lo comprometido con el SAS, recortaremos los plazos de intervención, con un plazo máximo de 50 días desde el momento en que el SAS nos remita el paciente. Algo importante, ya que, según el decreto de respuesta quirúrgica, los plazos para las intervenciones oscilan entre 160 y 120 días según la gravedad de las mismas.

Este recorte en los plazos de intervención, además, tendrá su reflejo en las pruebas diagnósticas, que tendrán un plazo de 13 días.

Hablaba usted antes de que, a diferencia de lo que muchos critican, este concierto va a tener también beneficios para el propio sistema público.

Yo creo que hay un error de base y es que, quizás por intereses políticos, no se ha querido transmitir lo mucho y bueno que la sanidad privada, esa que, como es nuestro caso, es solvente, puede aportar al usuario y al sistema.

Por un lado, hablamos de costes, que, en gran medida por nuestro sistema de gestión, plantea ahorros de hasta el 40% respecto a la pública.

Además, como es el caso de una zona como La Janda o Chiclana, acercamos la asistencia al usuario, poniendo a su servicio, a menor coste, más medios y, por si fuera poco, asumimos en base a dichos servicios, la creación de empleo que no puede generar la pública.

En definitiva, es un hecho que todos estamos de acuerdo en que la financiación debe ser pública, pero no sé que hay de malo en que, en favor de la mejor prestación posible de los servicios, se externalicen algunos y se opte también por un modelo de gestión privado.

¿Cree usted que, por tanto, la sostenibilidad del sistema sanitario pasa por la externalización de algunos servicios?

Creo que es una buena y necesaria fórmula que, en base al modelo alternativo de gestión que proponemos las privadas, va en favor del ahorro y del interés de los usuarios.
Es un hecho que el sistema público no puede con todo y que, por tanto, centros solventes como Clínica Sancti Petri son una excelente alternativa para cubrir ese volumen de demandas.

Obviamente, yo no soy un antisistema.

¿Qué va a suponer para Clínica Sancti Petri la puesta en marcha de este concierto?

Tal y como ya está ocurriendo, nos va a obligar a mejorar y actualizar todas nuestras herramientas tecnológicas, además de aumentar nuestro personal para dar una respuesta eficiente a los compromisos contraidos con el Servicio Andaluz de Salud.

Así, si el concierto se consuma en su totalidad, además de incrementar nuestro crecimiento en un 25%, vamos a generar en torno a 25 nuevos puestos de trabajo, la mayoría correspondientes a profesionales altamente cualificados, que se unirán a los 75 con los que, directamente e indirectamente, ya contamos.

¿Y en lo que se refiere a instalaciones?

A las mejoras que ya hemos realizado a lo largo de estos años se van a sumar otras.

Así, de cara al año que viene, vamos a realizar unas actuaciones de mejora en favor de la funcionalidad de las instalaciones.

Queremos contar con las mejores condiciones para dar cabida a esa nueva demanda del usuario de la sanidad pública sin que, debido a nuestra también importante actividad privada, se produzcan problemas algunos.

¿Se plantea la posibilidad de que a estos nuevos servicios públicos se puedan sumar otros en el futuro?

Sí, entre nuestros planes de futuro se encuentra la puesta en marcha de un servicio de urgencias para Chiclana, algo que creemos que es muy necesario para una localidad que, no olvidemos, era hasta la fecha la única gran ciudad de la provincia de Cádiz que se encontraba fuera del espacio de actuación directa del Servicio Andaluz de Salud (SAS).

Dejar respuesta