Diputación de Cádiz se suma a la gran revolución de la eficiencia energética

0
646

Ru Márquez/.- Desde su creación en 2006, la trayectoria de la Agencia Provincial de la Energía, organismo adscrito a la Diputación de Cádiz, ha estado encaminada a implantar en la provincia el ahorro y la eficiencia energética y promover el uso de las energías renovables como una alternativa real y rentable para ayudar adelgazar la factura eléctrica a los ayuntamientos con menos de 50.000 habitantes.

En materia de ahorro y eficiencia energética, el trabajo de la Agencia ha estado marcado por el Programa de Optimización y Ahorro energético Provincial (POAP), siendo ya una treintena los municipios auditados en la provincia. Este programa ha permitido auditar el consumo energético del alumbrado exterior y las dependencias públicas (casas consistoriales, colegios, centros deportivos, etc.) de municipios de la provincia, obteniendo como resultado un análisis detallado de la situación en cada uno de ellos, así como una batería de propuestas de mejora que van desde la optimización de las facturas eléctricas, al cambio de luminarias, pasando por la instalación de sistemas de telegestión del alumbrado público o el uso de energía renovable en equipamientos municipales. “De este modo, los ayuntamientos disponen de un programa de actuaciones detallado cuya implementación permitiría reducir los costes energéticos actuales en más del 30%”, según sostiene el vicepresidente segundo de Diputación y responsable del área de Cooperación Municipal, Infraestructuras y Medio Ambiente, Bernardo Villar.

Asesoramiento

En este sentido, la Agencia de la Energía de la provincia dota a los ayuntamientos de informes técnicos sobre asesoramiento de optimización y ahorro energético y estos van tomando medidas o no en función de sus necesidades. Unos hacen una inversión, otros simplemente tienen que cambiar de táctica pero la mayoría apuesta por optimizar sus recursos ya que el retorno sobre la inversión es una realidad. Uno de los planes de eficiencia destacados por Villar es el que se ha aplicado a la propia Diputación de Cádiz que se ha puesto un horizonte de ahorro anual de 200.000 euros, el equivalente al 20 por ciento del gasto eléctrico, tan “solo cambiando los contadores y la contratación de potencia y yendo al mercado libre energético”, según incide Villar. “Ya hemos ahorrado 90.000 euros y si vamos al mercado libre nos ahorraremos 150.000 euros al año, asegura Villar.

Próximamente, Diputación va a desarrollar una serie de programas piloto, a través del IEDT, Instituto de Empleo y Desarrollo Tecnológico, organismo dependiente de Diputación. Actualmente, ya se ha adjudicado recientemente un proyecto basado en la instalación de placas fotovoltaicas en edificios públicos para generar la energía eléctrica de autoconsumo, es decir, la energía eléctrica que se genera en el techo la consume el propio edificio. Se trata de uno de los proyectos pilotos que lleva a cabo la Corporación Provincial, dentro del Proyecto Integral de Desarrollo Local y Urbano CRECE.

“La energía eléctrica generada por las instalaciones fotovoltaicas será utilizada de manera inmediata para satisfacer la demanda eléctrica propia de la actividad de los centros municipales en lo que se conoce comúnmente como autoconsumo instantáneo”, según explica Villar”.

Una vez completada la instalación, esta experiencia piloto permitirá generar en torno a 150 MWh al año de energía eléctrica a partir del sol.

Esta actuación supone una inversión de 170.000 euros, con un ahorro a estos ayuntamientos de cinco municipios de 18.000 euros al año en la factura de la luz, a la vez que se dejará de emitir 65 toneladas de Co2a la atmósfera.

Otro plan piloto en el que se encuentra trabajando dicho organismo es la instalación de mini plantas eólicas en la zona del Campo de Gibraltar, según matiza el vicepresidente segundo de Diputación.

Además, también se encuentran inmersos en el plan de alumbrado público eficiente en calles de municipios de menos de 50.000 habitantes, que puede suponer un ahorro del 40-50% del consumo de luz en estos puntos y que consiste en la aplicación de un sistema de telegestión a las luminarias.

Todos estos proyectos pilotos se financian con cargo al Proyecto Integral de Desarrollo Local y Urbano, en el que se utilizan recursos europeos del FEDER (80%) junto con fondos propios de Diputación, a través del IEDT (Instituto de Empleo y Desarrollo Socioeconómico y Tecnológico.

El Proyecto Integral de Desarrollo Local Sostenible incluye actualmente otras actuaciones, como los suministros para equipos de iluminación para alumbrado público exterior; la instalación de material eléctrico de iluminación con tecnología LED/MICROLED para municipios de menos de 20.000 habitantes; los proyectos de iluminación de la Peña de Arcos y de monumentos en Vejer; el suministro de Agua Caliente Sanitaria, entre otras.

El vicepresidente ha reiterado en numerosas ocasiones el compromiso de la Diputación con el ahorro energético, tanto en sus instalaciones como en otras que forman parte del entramado del ente provincial.

En palabras de Villar, “Diputación tiene una total vinculación por la eficiencia energética, no solo trasladando las medidas a los municipios y aplicándoles esas experiencias con el ahorro y plan de eficiencia energéticas, sino también a través de distintos medios como la instrucción al personal mediante comunicaciones interna para tender al ahorro energético”.

 

Dejar respuesta